BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

Missssss Amigososassssssssss

Missssss Amigososassssssssss
Ya se que mil veces les he dicho lo importantes que son para mi, y que las adoro con todo mi corazon,... pero nunca esta demás cierto?... xD pues se los diré de nuevo chicas uds apesar de la distancia q nos separa puedo llamarlas mis amigas, son una Bendición que Diosito me regalo, estoy segura de que el sabia que las necesitaba en mi vida, uds chicas son personitas q admiro montones... les deseo lo mejor del mundo, q cada una cumpla sus sueños, y q me permitan estar ahi para celebrarlo juntas, primeramente nos unio una adiccion por asi decirlo xD hoy en dia nos une nuestra amistad y cariño... como les digo siempre uds son parte de mi misma... si antes sentia soledad en algun momento , ahora se que no lo estoy, porq uds estan ahi al igual que yo lo estoy para uds.... Gracias por formar parte de mi vida, Gracias por hacer la diferencia entre las demas personas, por escucharme y hacerme reir, hasta por traumarme xD, Gracias por ser las maravillosas personas que son....

sábado, 27 de febrero de 2010

Maldita Adicción



Lentamente desperece mi cuerpo, deslice mi brazo al otro lado de la cama, donde se supondría que tendrías que estar, pero nuevamente lo único que me encuentro es un lugar vacío, un nudo familiar llega a mi garganta, pero en esta ocasión no lloraré o por lo menos tratare de no hacerlo, pero me es imposible preguntarme, porque lo haces?, porque siempre me dejas sola?, a pesar de las caricias y los besos que compartimos la noche anterior, solamente tomas lo que quieres y luego desapareces, hasta que nuevamente tienes necesidad de mi, de mi cuerpo, es que no te das cuenta de que mi necesidad es únicamente tener tu corazón, no se cuantas veces necesitare despertando sola, para darme cuenta de que nunca seré alguien en tu vida, pero nada gano llenando mi cabeza de preguntas, puesto que se que nunca tendré una respuesta, no de tu parte; todo lo que siento cae simplemente en el vacío.

Tengo que tomar una decisión, pero es tan difícil cuanto se trata de ti, mi maldita adicción, porque soy débil, porque no puedo imaginarme sin la parte de ti que me das, aunque no este segura si quiera si me das algo, porque simplemente no puedo pasar la hoja y decir nunca más caeré en la tentación que eres para mi.

Tengo que ser fuerte, tengo que ser fuerte, me repito, pero tu simple recuerdo me hace estremecer, me hace anhelarte de maneras que en ocasiones no comprendo, de formas que barren con toda mi cordura, desearía ser tu y simplemente sentir deseo hacia ti, pero no, no es así, porque aunque nuestros encuentros han sido meramente físicos, tu mirada me revela una parte de ti, que estoy segura que no sabes, tengo que tratar, al menos intentarlo; al fin me levanto me visto y me voy rumbo a mi casa, con destino directo a la ducha, talvez luego de desayunar pueda encontrar las fuerzas necesarias para ser una mujer diferente, determinación, es la palabra que suena y suena en mi mente, pero como lograrlo, he ahí el meollo del asunto, mientras me vestía direccioné mi mente hacia pensamientos mas vanos, pero que no me hacían daño, como era sábado tenia que hacer la limpieza y lavar la ropa, eran tareas que mantenían ocupadas mis manos pero dejaban que mi mente vagara, así que mejor puse música alegre, tampoco quería echarle mas leña al fuego, o sino conseguiría salir y comprar una botella de tequila para olvidar todo, lo malo de esa idea es la resaca del día siguiente, agh!! No mejor la sobriedad…

Luego de un fin de semana medianamente regular, inicio una semana completamente igual a la anterior, ropa de oficina, enaguas que se adherían a mis caderas perfectamente, blusas que acentuaban mis curvas y zapatos altos que podrían calificarse como un suicidio, dado a su altura, pero los cuales me hacían ver “profesional”, además de que estilizaban mis piernas; despues de todo no se esperaba menos de una ejecutiva, al llegar a mi oficina, desee salir corriendo en dirección contraria, rayos, había tantos papeles en mi escritorio que más bien pasaría por una oficina de reciclaje, pero al mal paso darle prisa, y sin duda alguna mi mente iba a estar muyyy ocupada durante todo el día y más.

Y así transcurrió mi semana o por lo menos la mitad de ella, para el miércoles ya tenia todo bajo control en lo referente al trabajo, justo me encontraba ingresando unos datos a la computadora, cuando una ventanita se abrió, indicándome un mensaje del Messenger, en ese momento en mi estomago hubo una revolución, tome una inhalación profunda y abrí la ventanita, Fernando: Necesito verte este fin de semana, te espero en el mismo lugar de siempre, a la misma hora, tengo deseos de sentirte mía. Todo mi cuerpo se lleno de emociones, no podía controlarme, todos mis nervios estaban a flote, cerré mis ojos para serenarme, aunque estaba segura que no iba a servir de mucho, necesitaba darle una negativa como contestación, pero no había terminado de colocar mis dedos en el teclado cuando el ya se había desconectado; el shock le dio paso a la rabia, quien se creía Fernando que era el dueño de mi vida, que con solo tronar los dedos yo ya iba a estar ahí como un perro hace con su amo, pues estaba muy equivocado si creía que las cosas serían así, simplemente podía ir no acudir y listo, problema resuelto; con esta decisión tomada continúe haciendo mi trabajo, pero con forme pasaban las horas todo iba flaqueando, a quien quería engañar yo también deseaba verlo, deseaba sus caricias y que me hiciera suya, no podía soportar la idea de desperdiciar un solo segundo junto a él; pero necesitaba pensar en mí, en mi felicidad.

El jueves y el viernes pasaron lentamente, tenía un nudo en el estomago que se hacia mas fuerte con forme se acercaba el fin de semana, Dios!!! Que haría???, era el momento de decirle adiós, de pasar la pagina y comenzar a vivir un nuevo ciclo.
Al amanecer el sábado, conseguí mantenerme algo tranquila, estaba decidida a darle mi adiós a Fernando, y lo iba a hacer de la mejor forma, como estaba segura de que en el momento en que los dos estuviéramos juntos en la habitación, todo posible raciocinio quedaría hecho ceniza, no importa yo también disfrutaría este ultimo encuentro, al fin y al cabo necesitaba llevarme conmigo un recuerdo de él.

En esta ocasión me esmere demás, en mi aspecto, me vestí, con un vestido ligero ya que estábamos en verano, de color blanco, mi ropa interior era de encaje; un nudo apretaba mi garganta, rayos!!!! Como decirle adiós al amor de tu vida???.

Con una ultima ojeadita en el espejo me dirigí hacia el hotel, que había sido testigo de nuestro placer en incontables ocasiones, una vez ahí, en la recepción me dieron la llave de la habitación, los números 512 quedarían grabados en mi mente y corazón por siempre…

Al llegar a la habitación, Fernando ya estaba ahí, se encontraba sentado en un pequeño silloncito, que daba a la puerta, sentí sus ojos clavados en mí,

- Hola Vanesa

- Hola Fernando, dije con la voz algo distorsionada, para este momento ya los nervios me estaban consumiendo.

Se levanto del sillón y lentamente se encamino hacia mí, su mirada me intimidaba y al mismo tiempo me hacia arder, Dios!!! Este hombre despertaba mis instintos mas bajos, con un solo toque me hacia caer rendida a sus pies y a sus deseos, no era mas que un poco de arcilla en las manos del artesano, no quería ser yo quien desviara la mirada primero, así que con valentía aparente mantuve mis ojos en los suyos, aun cuando lo tenia a escasos centímetros de mi cuerpo, sus manos se posaron en mis hombros apenas cubiertos con las finas tiras del vestido, mi respiración era errática, pero es que nadie podía culparme, porque Fernando era una maquina de fantasías continuas entre las mujeres, alto, moreno, musculoso sin llegar a ser extremista, su cabello era negro como una noche sin estrellas y sus ojos de un azul que me hacían recordar las profundidades del océano, sus anchos hombros, oh Dios cuantas veces me había sostenido de esos hombros mientras los dos éramos uno, con la yema de sus dedos inicio un recorrido desde mis hombros hasta mis codos, apenas un ligero roce, pero se me hacía tan sensual, tan excitante, subió una de sus manos hasta mi clavícula la cual delineo para luego seguir hasta mi cuello, sus caricias me volvían loca, eran la gloria para mi, el conocía mi cuerpo mejor que yo misma, sabía que me volvía loca y me hacia gritar de placer.

Despacio fue remplazando su mano, por sus labios y su lengua, dejo un camino húmedo en mi clavícula para luego soltar su aliento en ella, un gemido escapo de mi garganta, y mis manos instintivamente se guindaron en sus hombros.

- Fernando; suspire, al terminar de decirlo inmediatamente su boca devoro la mía, su lengua se adentro en mi boca sin permiso y sinceramente no es como si lo necesitara, porque él, él tenía autorización para hacer con mi cuerpo lo que quisiera. No había cabida para el espacio y la realidad, cuando tenía a Fernando en mis brazos, todo lo que provocaba en mí, era lo único que me importaba, eso y el hecho de sentirme en casa cuando estoy en sus brazos.

Nos fuimos acercando a la cama entre besos y caricias furtivas, lentamente nos fuimos recostando, una de sus manos viajo a mis muslos, y la fue subiendo suavemente; sus labios iniciaron un recorrido parecido al de su mano, pero desplazándose hasta mi cuello y el comienzo de mis senos.

- Te necesito desnuda bajo mi cuerpo Vanesa, dijo mientras continuaba con sus besos, había urgencia y necesidad en su voz, muy parecida a la que yo estaba sintiendo definitivamente; el que me dijera eso fue un detonante dentro de mi, yo también necesitaba sentir su piel contra la mía, así que en lugar de desabrochar racionalmente los botones de su camisa simplemente la abrí con fuerza para dejar al descubierto su pecho, lo acaricie con avaricia, sabia que no era momentos para dulzura y lentitud, así que le dije

- Que estas esperando para desnudarme?, mi lujuria ya rayaba a necesitarlo directamente, que los preliminares se fueran a la porra, solo quería tenerlo dentro de mi.

Sus manos inmediatamente me despojaron de mi vestido, levanto su mirada, y me dijo mientras daba un suave roce a mi mejilla.

- Eres tan hermosa, que quisiera tenerte por siempre así; estas palabras revolvieron en mi interior y encendieron una llamita de esperanza, pero tenia que despertar todo esto se trataba de deseo, solamente me lo decía por el calor del momento.

- Fernando, por favor, habla menos y actúa más… dije en un gemido.

Me quito el resto de mi ropa y yo hice lo mismo con la de el, una de sus manos viajo nuevamente a mi zona sur, justo donde la quería, justo donde la necesitaba, comenzó a acariciarme lentamente, tal como me gustaba, yo era un mar de gemidos y jadeos, cuando sentí que introducía uno de sus dedos dentro de mi, un orgasmo intenso se apodero de mi cuerpo.

- Vanesa? Me pregunto, como queriendo saber si realmente ya había alcanzado un orgasmo con solo un toque.

- Fernando, solo tú me haces estremecer así, y me llevas al limite con una sola mirada así que por favor continua, dije con un lloriqueo; una sexy sonrisa se extendió por su rostro y me dijo

- Tus deseos son ordenes para mi, y sin previo aviso me penetro de una sola estocada, que me robo el aliento. Sus embestidas eran fuertes y constantes, baje mi mirada hasta ver el punto donde nuestros cuerpos se unían, Dios!!! Estaba apunto de alcanzar mi segundo orgasmo cuando escuche su voz llamándome. Vanesa, espérame nena, en esta ocasión llegaremos juntos; dicho esto me penetraba con mas fuerza y mayor velocidad.

Los espasmos se estaban apoderando de mi cuerpo, no podía soportarlo más, sentí su mirada puesta en mí, nuestros ojos tuvieron una conexión y lentamente me sumí en la dimensión del placer.

Sus brazos me rodearon, mientras ambos tratábamos de recuperar la respiración. No había palabras, simplemente éramos dos desconocidos luego de una sesión explosiva de sexo. O al menos eso era lo que me repetía para no dejar que las lágrimas rodaran por mis mejillas, no estaba conciente de cuanto tiempo había pasado, pero ya Fernando se encontraba en los brazos de Morfeo, ahora era mi turno para decir adiós; y como dolía, rayos dolía en el alma, no me creía capaz pero era necesario, yo también quería ser feliz, aunque estaba segura de que una parte de mi moriría con esta despedida. Separe mi cuerpo del suyo, me vestí, puse mi carta junto su almohada y me marche de ahí, lágrimas bañaban mi rostro, pero era mi turno de irme sin despedirme…

miércoles, 10 de febrero de 2010

Uniendo Caminos

Conociendo a Anthony




Hola mi nombre es Anthony, soy un hombrecito de cuatro años, dos meses y siete días, esto lo se porque todos los días le pregunto a mi mami cuanto he crecido, ella dice que crezco mucho a diario, aunque no se muy bien que significa esa palabra, también mi mami dice que soy muy inteligente, cada vez que lo dice siento como algo en mi pecho se hincha, según mi maestra es mi corazón; se lo pregunte a ella porque no quería preocupar a mi mamita, en que estaba???... ah si en que soy un caballerito inteligente, todo porque se amarrar mis tennis y además de vestirme solo, sé contar hasta diez y reconocer cada número, lo que estoy tratando de aprender ahorita es un poco difícil, los colores… hay tantos colores que hasta Dios creo un arco iris, que por cierto me encanta verlos, son tan misteriosos y lo que mas quisiera no es encontrar la olla de oro que esta al final, yo lo que deseo con mi corazón es ver al pequeño duende que la cuida, seria tan emocionante, verlo en su traje verde y su sombrero negro, todo esto me lo contó mi compañero Pablo, siempre me cuenta historias tan emocionantes, creo que él es mi mejor amigo, siempre nos divertimos muchísimo en los recreos, él es el único que sabe mi secreto, mi misión, creo que debería contarles antes que mis papis no viven juntos, según ellos están mejor viviendo en casas separadas, pero yo he visto a mi mami llorar y la tristeza no se va de sus ojos, como puede estar bien si cada día luce mas cansada, y mi papi, el siempre habla de mi mamita cuando estamos solos los dos, siempre me pregunta por ella; cada noche le pedía a Dios que me ayudara a unir otra vez sus vidas, antes creía que no me escuchaba porque no lo veo, aunque mi mami dice que aunque no lo vea lo puedo sentir en mi corazón, tenía mis dudas pero una noche comprobé que existe, porque mandó a uno de sus Ángeles a mi cuarto, me dijo que se llamaba Gabriel y era tan hermoso, mucho mas que la mochila de Transformes de Brad otro compañero de clase, brillaba mas que el sol y tenia dos enormes alas en su espalda y saben que es lo mejor de todo, que me dejo tocarlas!!!! Eran tan suaves como mi algodón de azúcar, Gabriel me sonrío y se acostó en mi cama junto a mi, me dijo que Dios me había escuchado y tenía una misión para mí, juro que me sentí muy grande e importante, le pedí a Gabriel que me dijera mi misión, después de todo era para unir a mis papis, los ojitos de Gabriel se llenaron de tristeza, pero su sonrisa no se fue de su rostro, tomo mi cara entre sus manos y me dijo

-Sabes Anthony, para ganar hay que perder, Dios te manda a decir que eres un niño valiente y especial

Wow su voz era tan bella, casi tanto como la de mi mami cuando me canta en las noches…

-Anthony, Dios ha escuchado cada una de tus peticiones pequeño y quiere ayudarte a unir a tus padres; tu eres el fruto de su amor y Dios sabe que deseas eso con todo tu corazón, tu misión Anthony es unir sus caminos nuevamente, será un éxito, pero pequeño cuando tus papis estén juntos, cuando por fin vivan de nuevo en una casa, tu tendrás que partir conmigo

Sentí como mi pecho se oprimía y un nudo enorme estaba en mi garganta, aún mas grande que aquella vez cuando no mastique bien mi manzana y un pedazo enorme se me atoro, mi mami lloraba mucho y cuando la manzana estuvo fuera de mi garganta, me abrazo muy fuerte y me hizo prometer que no la volvería a asustar así…

-eso significa que no los volveré a ver Gabriel?

-No Anthony tu podrás verlos, pero ellos a ti no, y vivirás conmigo en el cielo junto a Dios…

-Pero y mi mami? Podré sentir de nuevo sus abrazos y besos, o cuando me canta por las noches escuchar su voz?

-No Anthony no podrás…

Tenía tantas ganas de llorar, me dolía algo estaba seguro, pero no sabia que, era un dolor mucho mas grande del que sentía cuando me caía de mi bicicleta

-Yo quiero a mi mami Gabriel

-Lo sé pequeño

-Ella será feliz?

-Ella estará con tu papá y se amarán mucho

-Se ira la tristeza de sus ojos?

-No, eso no se ira Anthony, porque no estará con ella un pedazo de si misma

-Yo?

-Si tú…

-Me extrañará tanto como yo la extrañaré a ella?

-Mucho mas pequeño, pero el amor de tu madre te llegará hasta el cielo

Mis ojos estoy seguro que brillaron

-Entonces lo haré Gabriel, haré a mi mami feliz…

viernes, 5 de febrero de 2010

La Mascarada







Contemplándome en el espejo, trataba de darme valor, es solo una fiesta de disfraces, me repetía, pero mi cuerpo sabia que no era solamente eso, la ansiedad bullía en mi estomago y la adrenalina en mis venas, vestida completamente al estilo victoriano de los años 1800, me sentía un poco insegura, pero estaba decidida, mi atuendo consistía en un hermoso vestido, algo pesado, pero valdría la pena, el corsé entallaba mi cintura, sin llegar a resultar asfixiante, era de colores cremas y dorados, la caída del vestido era elegante, sin llegar a ser ostentosa, podría estar vistiendo de una época antigua pero mis zapatos o mejor dicho sandalias eran modernas, hermosas, con finas tiras llenas de brillantes que abrazaban mi pie cuidadosamente, todo esto combinaba en perfecta armonía con la mascara, que ahora reconocía como su escudo, una bella mascara blanca llena de escarcha dorada, con pequeños brillantes a su alrededor, mi cabello estaba perfectamente acomodado en un moño alto del cual sobresalían algunos de mis rizos castaño claro, mi maquillaje aunque sutil resultaba llamativo, el color dorado en mis parpados acentuaba el iris gris de mis ojos, respire profundamente una vez más, recordándome porque hacia esto.


Recorrí mi casa hasta llegar a la puerta, al tomar el pomo para abrir note que temblaba, inhale una vez mas y salí, dirigiéndome con paso decidido a mi coche, un flamante porshe negro, llegue a la entrada de la mansión en la cual se celebraría la fiesta, miles de mariposas revoloteaban en mi estomago, le entregue las llaves de mi auto al ballet parking, y me adentre en la casa tipo castillo, apenas puse un pie ahí, y me envolvió una atmosfera cargada de misterio y algo más…


Un mar de gente disfrazada de manera muy similar a la mía, se deslizaba con elegancia frente a mis ojos, parejas bailando al compás de la música, grupos pequeños charlando a gusto, todo el ambiente pronosticaba una buena noche, las luces del salón eran tenues, hermosas y gloriosas lámparas adornaban los altos techos del lugar, en los ventanales las cortinas propiciaban un aire intimo, suave música llegaba a nuestros oídos, incitando a que dos cuerpos se movieran en sincronía, llamando a que lugares indicados se rosearán sin llamar la atención de los presentes…


Lentamente recorrí, el salón, con una copa de champagne en mi mano, no tenía necesidad de colocar una sonrisa hipócrita en mi cara, puesto que la mayoría de las personas eran desconocidos para mi, y aunque esto no ayudaba a mis nervios, si lo hacia el hecho de que no debía entablar una conversación vana con nadie, solo tenia que esperar…, me escude cerca de uno de los ventanales, simplemente a la expectativa, pasaban los minutos y el efecto de la bebida ayudo en gran manera a que las mariposas volvieran a su sitio, hasta lograr sentirme un tanto relajada, no por completo, pero ya los latidos de mi corazón eran acompasados, acababa de tomar en mis manos mi cuarta copa, cuando un sutil roce acaricio mi brazo, un aliento calido llego a mi nuca, y una voz suave y varonil a mis odios


- Estas lista para mi, pronuncio; inmediatamente mi cuerpo se tenso, y todo lo que había vuelto a la normalidad cobro vida, mi cuerpo se estremeció, no podía entender como su voz tenía un efecto embriagante en mi, exhalando todo el aire que había estado conteniendo le dije…

- Siempre estoy lista para ti, dicho esto me volvió hacia su cuerpo, y pude encontrarme con el hombre que me hacia perder la cordura, el culpable de que el pudor no tuviera un significado en mi vida cuando el estaba cerca, sus ojos negros eran el abismo oscuro donde deseaba sumergirme, todo en el me incitaba a dejar de lado la moral, la vergüenza y hasta mi propio compromiso, cuando estaba cerca todas las ideas, objeciones, contras y demás huían de mi cabeza, solo era conciente del calor que irradiaba su cuerpo, de cómo su mirada acariciaba el mío.

- Me encanta que te estremezcas a mi tacto, lo sabes; me susurro, dejando que sus palabras hicieran que mi ya enloquecido corazón se volviera aun mas irregular, su voz por si sola ya era una caricia para mi, todo en sus palabras hacia que la anticipación de lo inevitable se volviera mas tortuosa, pero como negarle a mi cuerpo lo que pedía, era consiente de que las hormonas eran las que me guiaban, deje que mi mirada vagara por su cuerpo, desde sus hermosos ojos cubiertos por un antifaz negro, bajando hasta encontrarme con su tentadora boca, una boca que me hacia enloquecer, una boca que tenia un sabor único e incomparable del cual debo reconocer me había hecho adicta, mis ojos recorrieron su amplio pecho ahora cubierto por un saco negro y debajo de el una camisa blanca impecable, sus estrechas caderas estaban enfundadas en un pantalón igualmente negro, al igual que sus piernas, unas piernas que yo conocía bien, unas piernas fuertes con los músculos marcados, trague saliva antes de poder hablar…

- Eres arrogante, lo sabias?, no había acusación en mi voz, era simplemente la constatación de un hecho, los dos éramos conscientes de su arrogancia, y talvez esta, era parte de lo que me llamaba hacia el, lo necesitaba, y con urgencia, moría por sentir sus labios en m piel, moría por recorrer con mi lengua su marcado abdomen, saborear cada parte de su cuerpo, hasta que nuestros cuerpos entrelazados comenzaran la vieja danza del sexo…

- Si, lo sé; me respondió, en sus ojos había un brillo conocido, un brillo que también estaba en los míos, el brillo del deseo, súbitamente agarro la copa que yo sostenía en mis manos y bebió de ella, seguí cada uno de sus movimientos para luego quedar hipnotizada por la humedad que quedo en sus labios, deseaba quitar los restos de champagne yo misma, más el rápidamente saco su lengua para limpiarlos, en ese momento toda mi piel se erizo, se me seco la boca, y sentí como mi ropa interior se humedecía, antes de poder replicar, me dijo

- Me acompañas, ofreciéndome su brazo, el cual tome sin dudar, a pesar de mi mirada interrogante, solamente me dedico una sonrisa cargada de secretos, mientras me guiaba entre la gente… nos adentramos a un pasadizo largo y oscuro, no me había dado cuenta de que en este pasadizo, existía un pequeño recodo al cual me vi empujada hasta que mi espalda hizo contacto con la pared, y sin mas, unos labios dulces se apropiaron de los míos, el jadeo que iba a escapar de mis labios se vio ahogado cuando su lengua se adentro en mi boca, sentí como mis rodillas se debilitaban, y como la lujuria tomaba el control sobre mi cuerpo, subí mis manos lentamente sobre su pecho como una sensual caricia hasta llegar a sus anchos hombros, mi acompañante inicio un delicioso descenso hasta mi cuello, para este momento estaba hecha un mar de llamas, lo único que quería era arrancar su ropa y sentirlo dentro de mi, cuando mis dedos buscaron como si tuvieran vida propia los botones de su camisa, me detuvo, su respiración era igual de agitada que la mía, sus ojos me taladraban, tomando una de mis manos, me dijo; aquí no, ven conmigo; sus palabras destilaban la necesidad que yo misma sentía, cada fibra de mi ser estaba alerta y yo no pude hacer mas que darle un apretón a la mano que sostenía la mía y seguirlo.


Tan perdida en las sensaciones que solo me percate donde nos encontrábamos cuando EL prendió la luz de la habitación.... el asombro quedo en segundo plano, sus manos comenzaron a recorrer mi cuerpo cual naufrago se aferra a la orilla, poco a poco me fue recostando en el mullido colchón, mientras el devoraba mis labios, mi cuello, el inicio de mis pechos, hasta donde el vestido le permitía; mi vestido ciertamente era pesado, no imaginaba como se las había ingeniado pero ahora la falda estaba arremolinada en mis caderas mientras el con sus expertas manos acariciaba mis piernas, sus dedos, su lengua, parecían una orquesta buscando la sinfonía perfecta en mi cuerpo, separo su cuerpo del mío, no pude evitar que un sonido de frustración saliera de mi garganta, sujeto mi mano y me llevo hasta el, lo sentí abrazarme, era uno de esos momentos donde lo que deseaba era permanecer para siempre ahí junto a EL, besaba la línea de mi clavícula con reverencia, mientras su dedos desataban poco a poco mi corsé, en cada nudo propinaba una gloriosa caricia a mi espalda, una vez que los hubo desatado todos lentamente el vestido se deslizo sobre mi cuerpo, dejándome desnuda de la cintura para arriba, podría haberme sentido expuesta y vulnerable, pero no, no delante de EL, EL podía tomar mi vida si así lo quisiese, su penetrante mirada me acaricio, no pude resistirme y me acerque a su cuerpo, fui quitando su saco mientras dejaba un surco de besos en su cuello, conforme abría los botones de su camisa, iba dejando un rastro húmedo en el camino, lo admito su pecho, su abdomen, eran mi perdición, el sabor de su piel, era como el sabor del mejor de los manjares. Las líneas de su abdomen, son mi paraíso personal, sentí como sus músculos se contraían bajo de mis labios y no pude evitar lamer su piel hasta hacerlo temblar, si de algo me sentía orgullosa era de la forma en que reaccionaba a mis caricias, de cómo su corazón se aceleraba, de cómo poco a poco su respiración se volvía entrecortada, y de cómo sus ojos comenzaban a llamear de deseo, cuando iba a llegar al botón de su pantalón, me tomo de los antebrazos y de nuevo devoro mi boca con ansiedad, como si quisiera grabar en mi cuerpo que soy suya, rodeo mi cintura con sus manos, y lentamente las fue subiendo por mis costados hasta posarlas debajo de mis pechos, contuve mi respiración, esperando su caricia, deseando que me tocara….


- Que quieres pequeña?, me pregunto; la pregunta sobraba puesto que el sabia, que yo quería todo lo que el tenia para darme.

- Quiero que me toques, como solo tu sabes tocarme; quiero que me hagas el amor con las manos, con la boca, con todo tu; quiero que me lleves al limite, como solo tu sabes hacerlo. Sabia que lo estaba provocando deliberadamente pero todo eso era lo que mi cuerpo exigía

- Soy un simple esclavo de tus deseos… dicho esto comenzó a masajear mis pechos, rodeaba mis pezones de una forma exquisita con sus pulgares, un jadeo escapo de mis labios; me encantas, me encanta cuando traspasas la barrera y te conviertes en mi diosa; inclino su cabeza hasta sustituir sus manos por su lengua, un estremecimiento recorrió mi cuerpo, me vi de nuevo hundida en la reconfortante suavidad de la cama, mientras el poco a poco descendía por mi cuerpo y delineaba la forma de mis costillas con su lengua, solo el conocía mi cuerpo lo suficiente para que supiera que justamente esto me volvía loca de placer, sus manos se deslizaron por mis costados hasta llegar al elástico de mi ropa interior, que para este momento se encontraba empapada con mi excitación. Con una caricia, me libero de mi ropa interior, y con sus dedos delineo los pliegues de mi femineidad, pequeños gemidos escapaban de mi boca , me di cuenta de que el me miraba fijamente, observando simplemente como todo mi cuerpo se transformaba gracias a sus caricias, baje mis manos por su torso, hasta llegar al botón de sus pantalones, lo abrí y se los baje como medida desesperada, moría por sentirlo deslizándose dentro y fuera de mi; nuevamente sus labios se encontraban en mi cuello, de su boca salían sonidos que dejaban claro que su estado era muy similar al mío, sonidos que hacían que el nudo en mi vientre se apretara mucho mas

- Te necesito; le dije, en sus ojos algo brilló, más no me concedió lo que tanto anhelaba, comenzó a frotar mi clítoris suavemente, como si se tratase de la caricia de una mariposa, aferre mis manos a su espalda, necesitaba mas, lo necesitaba todo de el, uno de sus dedos se abrió paso en mi interior, mis caderas se levantaron buscando una fricción mayor, pronto un segundo dedo se movía también dentro de mi al compás que mis caderas marcaban, y es que esto era una de las cosas que mas me llevaban al limite con el, siempre me dejaba marcar el ritmo, siempre lograba que mi placer fuera primero; por favor, le suplique, con sus manos separo mis piernas, y mirándome a los ojos, me penetro lentamente, haciendo que mi excitación alcanzara limites insospechados…

- Hazme olvidar, logre decir en un suspiro entrecortado, sus manos acunaron mi rostro y bajo su cabeza para besar mis labios con ternura y algo mas, comenzó a embestirme lentamente, torturándome, porque lo único que quería era sentirlo tan dentro de mi hasta que formara parte de mi misma, hice un movimiento de cadera para indicarle que quería mas, quería que me llegara a lo mas hondo, con una sonrisa salio de mi y nuevamente me penetro con delicadeza, un bufido salio de mi garganta,

- Así que no te parece suficiente pequeña?, quieres marcar el ritmo tu? Diciendo esto nos roto, hasta hacerme quedar encima suyo, comencé a moverme de arriba abajo, logrando una fricción deliciosa, lo sentía completamente dentro de mi, sentía cada palpitación de su miembro mientras contraía mis paredes internas, podría vivir haciendo esto siempre, sus manos estaban posadas cómodamente en mis caderas, su frente estaba perlada de sudor, a este punto estaba segura que el deseaba que fuese mas rápido, en otra oportunidad hubiera disfrutado atormentándolo como el había hecho conmigo, pero yo también necesitaba llenarme mas de el, aumente el ritmo conforme el subía sus manos hasta mis pechos y los masajeaba, eche mi cabeza para atrás, el sabia como volverme loca definitivamente, estaba apunto de alcanzar el abismo, lo sentía cerca, uno de sus dedos llego a mi clítoris, trazo deliciosos círculos en el, no podía mas, de pronto nos rotó nuevamente y sus embestidas eran fuertes y rápidas, se sujeto del cabecero de la cama, para impulsarse mejor, y ahhh Dios gracias por eso; el nudo en mi vientre cada vez era mas tenso,

- Ya casi llegaba al orgasmo producto de sus embestidas me llegaban al cuello del útero,

- Mírame; exigió, nuestros ojos se encontraron nuevamente… Siempre te esperare, cuando hubo terminado la oración, sentí como mi cuerpo explotaba en miles de partículas, solo bastaron sus palabras para enviarme al viaje del placer, el clímax fue mi renacimiento junto EL, todo desapareció a mi alrededor, unas pocas embestidas más de su parte y alcanzo su propia cima, descanso su cabeza en el hueco de mi cuello, nuestras respiraciones estaban fuera de control al igual que nuestros corazones, sin salir de mi, levanto su rostro y me beso en los labios, regalándome un beso lleno de promesas, cuando salio de mi cuerpo, sentí como nuevamente el vacío llenaba mi vida, esta sensación no duro mucho puesto que me refugio entre sus brazos y con nuestros cuerpos entrelazados le dimos cabida a la noche.


Un nuevo día…, un nuevo día donde cada vez se hace más difícil aceptar la realidad, una realidad que no desearía como mía, pero que es la que me corresponde vivir, saliendo de mi auto dispuse mi mejor cara, la cara que presentaba ante todos los demás, la cara que era mi agonía; me encontraba en el club de campo donde había quedado para desayunar con mi prometido; mis ojos vagaron por el lugar hasta encontrarlo, un suspiro escapo de mis labios, hasta que mi mirada se encontró con EL, porque ahí junto a mi cruz, estaba el dueño de mi corazón, el hombre del cual era adicta, porque el era mi razón de vivir, solo por EL salía el sol de mis días, y quien era El? Nada más y nada menos que el mejor amigo y casi hermano de mí prometido…

jueves, 21 de enero de 2010

VALE LA PENA

CHICAS ESTO ES CORTITO, PERO DE VERAS VALE LA PENA VEAN ESTO, LUEGO ME AGRADECEN
http://www.youtube.com/watch?v=fXWMWOgDoX4

PD: LISS GRACIASSS POR HABERLO HECHO EN NOMBRE DE TODA LA COMUNIDAD FEMENINA

PREMIOS :$



PREMIO DIVAS

ESTE PREMIO ME LO DIO UNA PERSONA QUE QUIERO CON TODOOOO MI CORAZON, CARLITA GRACIAS POR SER TAN BELLA, Y POR FORMAR PARTE DE MI VIDA

*NOMBRA CINCO DIVAS QUE TE INSPIRAN A ESCRIBIR:
UFF, ES QUE SOY UN POCO CERRADA CON ESTO DE LA ESCRITURA PERO A VER:
- ANNIE, MI AMIGOSOCITA
- CIT, PS QUE TE DIRE CIT, QUE TE ADMIRO UN CHORROOO
- MAPITA, AYY MAPIS DE MI VIDA, ERES SIN DUDA ALGUNA UN REFUGIO
- VALE, TU SIEMPRE ME HECHAS PORRAS AMIGOSOSA
- CARLITA, MI SIS DEL CORAZON

*ENTREGA A CINCO DIVAS, ESCRITORAS COMO TU:
- CIT, ERES MAGNIPERFECTGENIAL, TODO LO QUE ESCRIBES ES SORPRENDENTE
- ANNIE, WOW TUS HISTORIAS SON UNICAS DEFINITIVAMENTE, TIENES UN TALENTO ENORME
- MAPIS, TU DULZURA SE REFLEJA ATRAVES DE TU HISTORIA
- LISS(CUNNING ANGEL) WOWWWWW LISSS, TODO LO QUE ESCRIBES ES FANTASTICOOO
- CARLITA, SE QUE TU ME LO DISTE PERO ES QUE TU BLOG ES INCREIBLE Y TU HISTORIA FENOMENAL

*LO DE LOS DIVOS LO OMITI, PUESTO QUE MI CEREBRO POR SER DE MAÑANITA ESTA UN POCO LENTITO Y PS NO ENTENDI JAJAJA





PREMIO ESTRELLAS

NUEVAMENTE CARLITA DE MI VIDA, GRACIAS, POR LOS PREMIOS AUNQUE NO CREO QUE LOS MEREZCA TODO LO CONTRARIO DIRIA YO...

*DECIR LO QUE TE INSPIRA: EN REALIDAD TODO LA VIDA EN GENERAL, DIOSITO, MI FAMILIA, MIS AMIGAS, TODOOOO

*PEDIR UN DESEO: QUE NUNCA NUNCA SE ACABE LA AMISTAD QUE HE FORMADO CON PERSONAS QUE ESTAN A MILES DE KILOMETROS PERO MUY CERCA EN MI CORAZON, MIS AMIGOSOSAS DEL ALMA

*DECIR UN DEFECTO: PS TENGO COMO MUCHISIMOSSS PERO BUENO PODRIA DECIR QUE SOY RENCOROSA

*UNA CUALIDAD: PS CREO QUE NO TENGOOOO JAJAJAJAJA AH QUE MADRE, BUENO ESTO NO ME TOCARIA DECIRLO A MI MEJOR SE LOS DEJO A UDS QUE ME CONOCEN

*NOMBRA TRES BLOGS QUE TE MATEN: PS NO SON TRES TENGO UN MONTON, A VER:
-DEJA-VU-INMORTAL
-DIVINA PASION
-DEL CREPUSCULO AL OCASO
-NIEBLA Y GRANIZO
-UN HERMOSO RAYO DE LUZ
-LETRAS DE MEDIANOCHE
-INOLVIDABLE
-DESEOS DE UN SUEÑO
-ANGELES OF BLOOD
-PELIGRO DEL AMOR
-SECRETOS OSCUROS
-TODO LO QUE ESCRIBE LISS
VEN VEN QUE TENGO MUCHOS, PERO ES QUE PRACTICAMENTE VIVO PARA LEER JAJAJA

*OTORGAR A OCHO BLOGS ESTE PREMIO
- DIVINA PASION
- DEL CREPUSCULO AL OCASO
- DEJA-VU-INMORTAL
- UN HERMOSO RAYO DE LUZ
- GUARDIAN DE TENTACIONES
- PELIGRO DE AMOR
- DESEOS DE UN SUEÑO
- LISS (CUNNING ANGEL)


ESTE HERMOSO PREMIO ME LO DIO MAPITA DE MI VIDA!!!!

1. ¿Qué cosas son fuente de tu inspiración cuando escribís?

PS AHORITA MISMO EL VIDEO DE LISS xD, PERO YA EN SERIO AUNQUE ESO TAMB PERO LA VIDA MI FAMILIA MIS AMIGAS SON LO MEJOR QUE TENGO SON PARTE DE MI MISMA

2. ¿Qué interrumpe tu motivación?

TODOOOO, EN REALIDAD SOY BASTANTE CERRADA PARA ESCRIBIR xD

3. ¿Cuáles son tus personajes de ficción favoritos (de tu creación o de otros autores)?

*-* EDWARD CULLEN, EMMETT CULLEN, JASPER CULLEN, CARLISLE CULLEN xD

4. Algún consejo a la hora de escribir.

SI ALGUIEN TIENE UNO PORFIS QUE ME ACONSEJE A MI

5. ¿Qué te gustaría transmitir a tus lectores?

COMO SOLO ME LEEN MIS AMIGOSOSAS, QUISIERA QUE LO QUE ESCRIBO LES TRANSMITA LO MUCHO QUE LAS AMO Y LO IMPORTANTES QUE SON PARA MI

6. ¿A quién le otorgas este premio?

*DEL OCASO AL CREPUSCULO
*DIVINA PASION
*UN RAYITO DE LUZ
*GUARDIAN DE TENTACIONES
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)



ESTE TAMB ME LO OTORGO MAPITA :$ AUNQUE NO LOS MEREZCO DE VERAS

¿En qué animal te reencarnarías?

EN CUALQUIERA QUE SEA LA MASCOTA DE ROBERT PATTINSON JAJAJA

Algo sin lo que no puedas pasar: MI FAMILIA, MIS AMIGAS (LAS AMO DEM) Y LEER *-*

¿Qué es lo que más aprecias de una persona?

MMM... REALMENTE SU LEALTAD, SU CARIÑO, PERO CADA QUIEN TIENE UNA PERSONALIDAD, COMO MIS AMIGOSOSAS QUE CADA UNA DE ELLAS TIENE UN PEDAZO DE MI CORAZON

Suelo vestir de color... QUE ME ENCUENTRE DE PRIMERO JAJAJA

Tres palabras que te definan: REPUGNANTE, SOÑADORA, BIPOLAR(SEGUN MI FAMILIA)

Un lugar al que viajarías: DONDE SEA QUE ESTE ROBERT PATTINSON *-*

Tu cita favorita: "Mi vida era como una noche sin luna antes de encontrarte, muy oscura, pero al menos había estrellas, puntos de luz y motivaciones. Y entonces tú cruzaste mi cielo como un meteoro. De pronto se encendió todo, todo se llenó de brillantez y belleza. Cuando tú te fuiste, cuando el meteoro desapareció en el horizonte, todo se volvió negro. No había cambiado nada, pero mis ojos habían quedado cegados por la luz. Ya no podía ver las estrellas. Y nada tenía sentido"

Algo que quiero hacer: VIOLAR A ROBERT PATTINSON

De mayor quiero ser... T_T YA SOY MAYOR

Reconozco que mi mayor monosidad es: TODA YO JAJAJA

& este premio es para:
*DEL CREPUSCULO AL OCASO
*DIVINA PASION
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)
*ANGELES OF BLOOD)
*EL PELIGRO DEL AMOR
*DESEOS DE UN SUEÑO
*UN RAYITO DE LUZ (TE ADORO MAPIS)



OTRA VEZ MAPIS :$


Y SON PARA:

*DEL CREPUSCULO AL OCASO
*DIVINA PASION
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)
*DEJA-VU-INMORTAL




MAPIS MAPIS MAPISSS TE ADORROOOOO GRACIASSSSSS

Y SON PARA:

*DEL CREPUSCULO AL OCASO
*DIVINA PASION
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)
*DEJA-VU-INMORTAL
*DESEOS DE UN SUEÑO
*UN HERMOSO RAYITO DE LUZ



MAPITAAAAAA :$

Y SON PARA:

*DEL CREPUSCULO AL OCASO
*DIVINA PASION
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)
*DEJA-VU-INMORTAL
*DESEOS DE UN SUEÑO
*UN HERMOSO RAYITO DE LUZ



Bueno pues este premio tambien me lo dio mapita & ps ai van las reglas;):


1) Nombre del Vampiro o Licantropo que quieras que te muerda...
OBVIOO qe Edward♥.♥ jaja pero no me molestaria si lo hace Emmet, Jasper, Carlisle



2) Nombre del Blog, por el que conociste lo que es el Lemmon...

El primer lemmon que lei fue en el blog de kokoro

3) A quien le otorgas el premio y porque!!!

-Citlally, porque todo lo que escribe es fantastiguau...
-Annie, porque su historia es dema excelente
-Carlita, porque es una grannnn escritora y una excelente mujer
-Liss, sus historias son simplemente algo adictivo
-Astrick, porque me matas de risa
-Mapita, porque trasmite su dulzura en sus palabras y lo maravillosa que es




TAMBIEN ME LO DIO MI MAPITA ADORADA

Y ES PARA:

*DEL CREPUSCULO AL OCASO
*DIVINA PASION
*NIEBLA Y GRANIZO
*LISS (CUNNING ANGEL)
*DEJA-VU-INMORTAL
*DESEOS DE UN SUEÑO
*UN HERMOSO RAYITO DE LUZ


SINCERAMENTE NO CREO MERECER NINGUNO DE ESTOS PREMIOS, PERO LOS AGRADEZCO DE CORAZON Y LO QUE MAS AGRADEZCO ES TENERLAS EN MI VIDA

miércoles, 20 de enero de 2010

La Princesa del Lago



Otro día más en su monótona vida, estaba cansada de vivir lo mismo, no podía soportar saber que, toda su vida seria igual siempre, porque aunque algún día su vida acabará, ella se sentía viviendo una eternidad…
La soledad y el dolor corroía su pecho, pero no estaba en sus manos el poder hacer algo, realmente no estaba en manos de nadie, era su destino, debía vivir con ello, aunque esto marchitara su esencia, sus padres al ver la tristeza que embargaba su alma, le concedían salir a la superficie del lago, cuando lo hacía, ese era su momento… el sentir los rayos de sol bañando su cuerpo, respirar el aire, escuchar el canto de los pájaros y demás habitantes de su hermoso bosque, porque aunque ella no podía alejarse del lago, ese era su bosque, su paraíso personal; Annie pensaba en esto mientras recorría los palacios del castillo, la mayoría daría lo que fuera por ser una princesa, ella daría hasta lo que no tiene por dejar de serlo, no es que no amará a su familia, pero tenía un espíritu libre y se sentía atrapada en el enorme lago…

Lentamente nado a la superficie, cualquiera se cuestionaría como era eso posible si ella no era una sirena o un pez, pero la verdad es que en este mundo hay mucho mas cosas o seres de los que ven nuestros ojos, lentamente camino hasta llegar a su roca habitual, este bosque era testigo de sus sentimientos encontrados, de su enorme tristeza y de la felicidad que la sobrecogía cuando estaba allí, eran solo ella y su paz, el bosque era su fiel amigo, podía pasar horas sentada en esa piedra, siempre se quedaba a observar el atardecer, ese atardecer que le recordaba sus obligaciones, ese atardecer que se había convertido en su enemigo…

Escuche un carraspeo de garganta detrás de mí, trate de mantener la calma, puesto que nunca había visto a nadie más que las criaturas del bosque y mis semejantes…

Disculpe señorita, puedo preguntarle porque esta aquí tan sola?, la he contemplado a lo largo de una semana y la tristeza nunca deja su semblante, puedo ayudarla en algo? Me pregunto una voz dulce y cada palabra denotaba sincera preocupación, levante mi rostro para encontrarme con su mirada, me sorprendí, cuando puede perderme en sus ojos, que eran igual al azul del cielo, pero aun mas que eso, esa mirada reflejaba mi propio dolor, esa mirada significaba que el sin conocerme, compartía mi tristeza, sentí como mi corazón volvía a la vida, como comenzaba a embargarse de una calidez que no podía describir….

Señorita?... le escuche decirme de nuevo, en ese momento salí de mi ensoñación…

Este, si joven estoy bien… pude ver como las pupilas de sus ojos se dilataban de la sorpresa, que causaba mi voz en sus sentidos, si bien no era una sirena, mi voz era igual de cautivadora que la de ellas, sin poder contenerme alce mi mano hasta alcanzar su rostro, quería saber como se sentía el calor que irradiaba su cuerpo, quería comprobar que este joven era real y no un invento de mi imaginación, quería simplemente guardar el recuerdo de su rostro en mi mente por siempre, lentamente acaricie su mejilla, mientras el cerraba sus ojos, en mi fuero interno grite que por favor no me negara ver su alma através de su mirada, porque nunca en toda mi existencia había contemplado una mirada tan limpia y pura, como si el tiempo transcurriera en cámara lenta el abrió nuevamente sus ojos, ahora en ellos se encontraba una enorme paz, en ese momento algo se removió en mi corazón, poco a poco un sentimiento desconocido para mi me embargo el alma, simplemente la tristeza, el dolor y desesperanza desaparecieron con una sola de sus miradas, en ese preciso instante, mi bosque, mi fiel amigo, fue testigo de cómo el amor llego a mi vida; me tomo de la mano y nos encaminamos a mi roca, que estaba segura iba a pasar a ser nuestra roca.

-No se como explicar este sentimiento que embarga mi alma dulce niña, pero, simplemente siento como si hubiese nacido para estar a tu lado… decía mientras me miraba a los ojos…
- Puede que suene un tanto descabellado joven, puesto que ni tu nombre me has dado, pero mi corazón y mi alma, se sienten de igual manera…
- Disculpa mi falta de cortesía por favor, yo soy el príncipe Christopher, y créeme que en toda mi vida no había visto una dama tan hermosa como usted.
- Bueno su majestad…
- No, por favor llámame Christopher solamente…
- Bueno Christopher, yo soy Annie, la princesa de este lago… al parecer esto no se lo esperaba, puesto que su cara reflejaba asombro y un tanto de incredulidad.
- Discúlpame, creo que escuche mal, me dijiste que eres la princesa de este lago?
- Así es Esteban, se que es muy difícil de creer, pero este lago es mi hogar… no pude evitar que mis palabras se tiñeran de tristeza; entendería perfectamente que no creyeras en mis palabras, pero no tengo razón para mentirte…
- No, jamás dudaría de algo que saliera de tu boca, mi dulce ángel…

Así pasaban los días al lado de mi amor, poco a poco nos fuimos conociendo y con ello el amor que sentimos desde el primer instante fue creciendo y fortaleciéndose, el se maravillaba cuando le hablaba de mi mundo, al igual que lo hacía yo con el suyo, todo era perfecto menos la hora de nuestra despedida, todos los días significaba un gran suplicio separarme de el, y mucho mas porque cuando nos encontrábamos lejos, me cuestionaba sobre nuestra relación, sin duda alguna era algo irreal, jamás podría suceder nada serio, puesto que siempre inevitablemente llegaba el momento de separarnos, esto hacía que mi corazón se encogiera de dolor y de rabia, como algo tan perfecto y puro, tenía que ser imposible.

Un día mientras contemplábamos el bosque tomados de la mano, me dijo…

-Annie, sabes que te amo, verdad?

Había algo en su mirada, que hizo que mi corazón comenzara a latir desenfrenadamente, temí lo peor en ese momento, todas mis dudas e inseguridades se abrieron paso de un solo golpe, no pude evitar que mis ojos se anegaran de lágrimas, pero tenía que ser fuerte, por el amor que sentía, tenía que dejarlo ir, no podía encadenarlo a mi y por ende al lago por siempre, él, mi único amor, merecía ser feliz.

-Si, Chris, lo sé, tanto como yo te amo a ti… dije con voz segura, mientras que sentía que dentro de mi todo se desboronaba poco a poco.

-Por nuestro amor, mi bello ángel, quisiera pedirte, que te cases conmigo....

En ese momento todo se detuvo a mi alrededor, los sonidos del bosque que tanto amaba, dejaron de existir, simplemente me quede sin palabras, con miles y millones de emociones recorriendo mi cuerpo, jamás habría imaginado que esto sería lo que tenía para decirme, podría jurar que no existía en ese instante nadie mas feliz que yo en todo el mundo y en cualquier universo.

-Entenderé si te parece una decisión apresurada y te juro que te esperare hasta que estés preparada, pero Annie yo simplemente no imagino mi vida sin ti, cuando lo único que quiero es despertar y tenerte a mi lado, que sea tu rostro lo primero que vea cada mañana y tus ojos el mar en el que me pierda cada noche antes de dormir… puse mis dedos en sus labios, ciertamente cada palabra que me estaba diciendo hinchaba mi corazón de amor, pero tenía que decirle algo importante.

-Christopher, desde el momento en que te conocí, supe que había nacido para estar a tu lado, en el instante en que vi tus ojos supe que había encontrado la parte de mi misma que faltaba, no necesito tiempo para pensar tu propuesta, porque aun mucho antes de que lo pidieras, mi corazón había decidido que no puede continuar latiendo sin ti;

Luego de decir esto, me tomo entre sus brazos y me beso como nunca antes lo había hecho, este beso iba cargado de promesas para un futuro juntos… Aún no sabía como íbamos a hacer funcionar nuestro matrimonio, pero si de algo estaba segura era de que no importaban los obstáculos porque juntos conseguiríamos llegar a la meta.

El día de la ceremonia todo estaba perfecto, esta se iba a realizar a orillas del lago al atardecer, había miles de flores, que desprendían un olor sin igual, haciendo que todo cobrara un toque mágico, miles de mariposas rodeaban el lugar, los sonidos de nuestro bosque eran nuestra sinfonía nupcial, nuestros respectivos padres nos acompañaban, haciendo que este día fuera inolvidable, mi alma no podría sentirse más dichosa, ahí junto a mí estaba el hombre que amaba, el hombre que me hizo tener una razón de vivir, el hombre que tenía mi corazón y vida en sus manos, luego del “los declaro marido y mujer” nos dimos un corto beso para sellar nuestra promesa.

Lentamente mi padre se acerco a nosotros, su rostro estaba contraído como si llevara una gran pena encima.

-Hija, el verte tan feliz y radiante como en este momento, hace que me sienta obligado a decirte estas palabras, se que el amor entre ustedes dos es demasiado grande, y por esto en tus manos esta el que decidas, dejar el lago para siempre, esto me causa un gran dolor, pero esta claro que tu lugar es junto a tu marido, ahora debes decidir, si quieres vivir tu vida como humana o si continuaras en el lago junto a tu madre y junto a mi, quiero que sepas que te amo y siempre te amare, pese a tu decisión, lo único que quiero es que seas feliz.

- Pero padre, es eso posible?, pregunte

-Solamente yo puede concederte tu humanidad, y si eso es lo que deseas, así será…

-Papá, sabes que siempre serás mi papito, y que te amo con todo mi corazón, te agradezco que me des esta oportunidad; le decía con lagrimas en los ojos mientras lo abrazaba, como si toda mi vida dependiera de ello.

- Todo por ti mi mágica princesa, diciendo esto lentamente quito la corona de mi cabeza; ahora eres libre, solo te pido que no olvides a este viejo que te ama.

-Jamás papá, siempre vendré a verte…

Lentamente me dio la espalda para dirigirse al lago, no pude evitar sollozar mientras veía como lentamente se adentraba en el, unos brazos me rodearon con gentileza, y una voz susurraba palabras de aliento en mi oído, poco a poco mi llanto fue desapareciendo, alce mi mirada hasta encontrarme con mi mar azul personal, lentamente acercamos nuestros rostros hasta fundirnos en un beso lleno del amor tan irreal que nos teníamos, un beso que significaba que todo sueño puede volverse realidad y que lo imposible no es tan imposible. Con el bosque como testigo de ello, el bosque que nos acompaño cada tarde, siendo el mismo quien unió nuestros caminos.

Se escuchaba un ruido a lo lejos poco a poco Annie fue abriendo los ojos y desperezando su cuerpo, sonrío y se dio cuenta de que había tenido el sueño mas hermoso de toda su vida, rápidamente se alisto para ir al instituto, iba corriendo por los pasillos puesto que llegaba tarde a sus clases, al doblar en una esquina choco contra alguien sus libros se esparcieron por todo el suelo,

-Lo siento; murmuro una voz que se le hizo demasiado familiar…

Poco a poco levanto su vista y ahí justo enfrente de ella estaba su príncipe

Fin

Holis!!!, ps este es un oneshot, dedicado a Annie, ves Ann tarde pero seguro, te quiero amigosocita un montonnnnnn, espero que te guste y sino ps no se jajajaja
bueno ahi se los dejo
Las quieroooooooooo